Back to top

Sol Jarchum

Médico/a- Córdoba, Argentina
-A A +A

Sol realizó su primera misión en Colombia, donde MSF trabaja desde 1985 ofreciendo atención médica y psicológica, así como servicios de orientación y apoyo a miles de personas afectadas por el conflicto. La organización también responde puntualmente a epidemias o catástrofes naturales. Actualmente, alrededor de 280 personas trabajan en los proyectos que MSF lleva a cabo en 14 departamentos colombianos.

Junio 2009

Colombia fue mi primera experiencia con MSF y fue increíble.

Tame está ubicado en el departamento de Arauca, al noreste de Colombia, próximo a la frontera con Venezuela. Es una zona muy azotada por el conflicto armado y la violencia.

Una gran proporción de su población son campesinos que viven en la zona rural, y que muchas veces son desplazados de sus fincas, dejando todo lo que tienen, perseguidos por la violencia y el miedo. El acceso a la salud es escaso, ya sea por las deficiencias del sistema de salud o por la dificultad para acceder a él. Además están presentes en Arauca comunidades indígenas, que son también desplazadas, olvidadas y marginadas.

El proyecto de MSF en Arauca se dedica a la atención primaria de salud, salud sexual y reproductiva y salud mental. Contamos con un equipo de aproximadamente 30 personas, entre ellos médicos, enfermeros, auxiliares de enfermería, psicólogos y promotores de salud. En la zona urbana, MSF cuenta con un Centro Médico Psicológico para la atención de la población más vulnerable, y en la zona rural, donde el acceso es difícil, llegamos a través de brigadas móviles.

Estos 9 meses vividos en Tame, conociendo las distintas realidades y formas de ver y vivir la vida, fueron muy intensos y marcaron mi camino. El contacto con la población araucana, tan necesitada de atención, el trabajo de un equipo comprometido, con ganas, con el objetivo de ayudar y disminuir las dolencias de esta población, son el motor para continuar, ponerme al lado de los que sufren para intentar ayudar y disminuir ese sufrimiento.

Volver a Desde el terreno